¿De dónde salieron tantos clientes?
22 septiembre, 2019
Calendario 2020 personalizado con tu logo
2 enero, 2020

Cómo equilibrar la ausencia del CPTM

De sobra está decir que la solución que propongo la ha trabajado y perfeccionado mi empresa Info Channel desde hace más de una década, y está disponible sin costo para cualquier hotel o destino interesado.

Desde la desaparición del CPTM (Consejo Promotor Turístico de México) he escuchado muchas quejas y lamentos, pero a la fecha faltan propuestas innovadoras que deslinden la carga promocional a un solo giro: los hoteleros.

Es por ello que me permito externar una solución firme de probada eficiencia.

Claro, nadie tenemos la verdad absoluta, y hasta que se demuestren resultados todo son conjeturas, pero lo que no tenemos es tiempo, así que quisiera poner el ejemplo compartiendo mi propuesta para lograr los resultados que busca y necesita la industria turística en México.

Primero lo primero, y es que quiero resaltar que a la fecha, solo los hoteles han participado con dinero para la promoción de los destinos. Sí, algunas agencias también, pero porque son dueñas de hoteles.

Es momento de desnudar la verdad y llamar las cosas por su nombre, y es que muchísimas personas y negocios ubicados alrededor de los hoteles se benefician de estos miles y millones de viajeros sin ponerle una sola moneda a la promoción. Y eso no se vale.

En el barco estamos todos, y si se hunde, todos nos hundimos. Las condiciones cambiaron, eso es un hecho, y debemos cambiar si queremos seguir a flote.

La actual propuesta de reunir un fondo voluntario es una solución tibia desde mi punto de vista. La percibo como un grito desesperado de tratar de recuperar lo perdido, de continuar con lo que se ha hecho hasta el momento, sin embargo, lo único que podemos lograr es: (1) en caso de éxito el gobierno nunca regresará el fondo porque ya no es necesario, o (2), si no se logra, florecerá la decepción de los inversionistas, la desmotivación de los hoteleros y las inversiones se irán lejos a otros países. Iniciaría la decadencia de la industria turística en México.

O hacemos las cosas diferentes.

Llegó el momento de hacer las cosas de manera diferente.

Antes de externar mi propuesta, conozcamos un dato interesante que nos provee el Fideicomiso de Turismo de Puerto Vallarta, de un estudio realizado por primera vez en el año 2004, con datos redundantes en estudios posteriores. Un dato clave para la cocción de nuestra fórmula:

La principal razón por la que los turistas decidieron visitar México fue una recomendación”.

Eso quiere decir que el mayor promotor y el vendedor más efectivo de México es el propio turista. Es el turista quien convence a sus seres cercanos sobre la seguridad en México -muy alejada de lo que ven en los medios de comunicación local en casa-, son los viajeros que regresan quienes muestran su entusiasmo por el producto: la cocina, los paisajes, las playas, las costumbres y tradiciones…son los viajeros quienes viven la experiencia y la transmiten.

Y ese turista está ahora mismo, mientras lees estas líneas, en una de las habitaciones de hotel de nuestro destino.

Pero, qué estamos haciendo para “controlar” sus experiencias. A lo que yo he investigado: NADA.

Los hoteles llenan sus cuartos y pareciera que luego abandonan al turista. No existen una campaña que promueva el destino, ni tampoco se controla la calidad de los servicios recomendados. Si el huésped sale del hotel…pues que le vaya bien.

Veo con tristeza cómo abordan a los turistas desde la misma llegada al aeropuerto estos gigantes del tiempo compartido que sin clemencia llegan a mentir con tal de incidir en las decisiones de los viajeros. Veo taxistas que mienten con tal de sacar un dólar extra cobrando por persona en vez de por viaje. Veo mucho “listo” en los tours que engaña al viajero en su propio beneficio, e incluso, he comprobado en la propia autoridad en materia de turismo, que sus intereses son políticos, y no contemplan el alcance de sus decisiones. El político se va en un par de años, pero el hotel se queda, y el empresario se queda. La estrategia tiene que ser permanente.

Es momento de que todos los interesados hagamos algo. Que participemos de manera activa.

Hoy vivimos los frutos del trabajo promocional realizado en el pasado, pero la inercia perderá fuerza con el paso del tiempo si no la sabemos mantener.

México es un país generoso y abundante, pero el mundo es grande y los turistas NO son tontos.

Es imperativo la implementación de una solución confiable, basada en implementar un Programa de Recomendaciones controlado para lograr la satisfacción del viajero, que otorgue datos confiables sobre las opciones turísticas que brinda tanto el hotel, como las opciones disponibles fuera del hotel. Un Programa de Recomendaciones operado por una empresa especializada y dedicada a ello pero controlado por cada uno de los hoteles participantes, ya que cada hotel conoce mejor que nadie el perfil de su huésped, las necesidades del mismo, y lo que vendieron en origen.

Este Programa de Recomendaciones consiste en la implementación de una serie de Medios de Comunicación internos y personalizados para cada hotel, que filtre y controle la información que se entrega a los huéspedes.

Es el momento de que los hoteleros exijan a todos los negocios que se ven beneficiados de sus huéspedes que participen en una campaña de promoción del turismo.

El pago de esta solución debe cubrirse también por los negocios externos al hotel que viven de los huéspedes que el hotel con tanto esfuerzo logra traer al destino turístico. Y debe ser el hotel quien para garantizar el retorno y recomendación de sus huéspedes sea quien filtre los negocios permitidos en su propio Programa de Recomendaciones.

Esta es mi propuesta y solución para lograr mantener e incluso multiplicar con creces la ocupación hotelera en México, y más allá de eso, incrementar la derrama económica en los destinos, que son, al final de cuentas, el atractivo que llama la atención de los turistas que deciden invertir su dinero en un viaje a nuestra ciudad.

Si quieres saber más al respecto publiqué un libro titulado “En la cama con el Huésped” donde detallo esta estrategia. Está disponible de manera gratuita en Amazon (para la versión digital), o con costo para la versión impresa. Ver libro aquí.

De sobra está decir que la solución que propongo la ha trabajado y perfeccionado mi empresa Info Channel desde hace más de una década, y está disponible sin costo para cualquier hotel o destino turístico interesado.

Me puedes contactar en info @ infochannel.si

Comments are closed.